Paralelo Sur

Switch to desktop Register Login

“Se vieron vulnerados los derechos de nuestros niños”

Valora este artículo
(0 votos)
“Se vieron vulnerados los derechos de nuestros niños” Foto: archivo - Nico Almagro

Ese fue el planteo general de padres de chicos que envían sus hijos a escuelas de esquí. La empresa no bloqueó los pases, sino que impidió el paso.

El domingo 9 de julio no fue muy patrio par algunos. Los tres clubes de las ciudades de San Martín y Junín de los Andes que pueden prestar el servicio de escuela de esquí vieron impedida la posibilidad de hacerlo, ya que la empresa Nieves de Chapelco priorizó a los turistas y no a la los chicos.

Luego de la bronca y diversas negociaciones, se llegó a un acuerdo de que los clubes puedan hacer uso de las pistas desde las 8:30 de la mañana y hasta las 11. Pero eso no fue un noble gesto de la concesionaria, sino que se sacó a fuerza de presión de los clubes y la provincia.

Luego de reuniones informativas, los padres supieron el detalle de cómo evolucionó la situación. Todo empezó el viernes cuando Nieves de Chapelco expresó informalmente a los clubes que no quería que subieran los chicos, debido a la falta de nieve.

Pero el sábado 8 de julio los tres clubes, el CAJA de Junín de los Andes y el CASMA y el Lacar de San Martín subieron y esquiaron. No hubo inconvenientes y se buscaron las formas de que coexistan los chicos y los turistas, principalmente para que no haya colas en los medios de elevación.

Pero para la empresa esta organización no fue suficiente y envió a las 17 horas de ese mismo sábado una notificación por mail en la cual les informaba que el domingo no iban a poder subir a esquiar los chicos. Hubo bronca, molestia y desazón, en tanto que los clubes decidieron hacer presencia y subir igualmente.

Pero a la medianoche, desde la oficina de Relaciones Interinstitucionales llegó un mail en el que se desestimaba el anterior y se explicaba que se quería buscar la mejor forma de hacer uso de la montaña. Por lo que los clubes volvieron a prepararse para esquiar.

Así es como subieron, se prepararon y cuando quisieron pasar los molinetes no los dejaron. No es que los pases no hayan funcionado, sino que una persona dijo que los clubes no podían subir. Este acto discriminatorio fue constatado por una escribana y quedo labrado en acta. Lo mismo el hecho que los pases sí funcionaban, cuando alguien los pasaba sin estar dentro de un grupo del club.

Lo que sucedió luego fueron ásperas reuniones entre directivos de los clubes y representantes de la empresa. Por suerte para los chicos intervino la provincia, que es dueña de la montaña. En este punto se hizo valer el contrato de concesión, el cual plantea que no se le puede prohibir el acceso a los clubes si el centro invernal está abierto. Así es como la empresa propuso, de forma inamovible que los chicos puedan esquiar desde las 8:30 y hasta las 11 horas.

Esta opción no fue una propuesta desinteresada de la empresa, ya que se logró luego de la presión de la Provincia, propietaria real de la tierra y quien concede la sesión de los medios de elevación. Hay que recordar que esto es lo realmente maneja Nieves de Chapelco, además de explotar los servicios en edificios que ya están en la zona.

Es por ello que los clubes tienen pases, porque es parte del canon que debe pagar Nieves de Chapelco. No es ni un servicio gratuito que les dona la empresa, ni los clubes o los padres lo deben pagar.

Deja un comentario

Make sure you enter the (*) required information where indicated.Basic HTML code is allowed.

Paralelo sur noticias

Top Desktop version